Facebook, el cerebro y grandes ganancias

 

  • Qué pasa con la mayor red social
  • Cambios de enfoque, problemas a la vista
  • Qué hacer como inversores: una nueva recomendación

 

La semana pasada Facebook anunció que llevaría a cabo una serie de cambios en su algoritmo para disminuir la presencia de las páginas de los medios de comunicación en las líneas de tiempo de los usuarios.

La “línea de tiempo” es lo que vemos cuando entramos a nuestra página de Facebook. Publicaciones de nuestros amigos, de las páginas que seguimos y de los negocios que pagaron por estar ahí a través de una determinada segmentación de mercado.

Las razones del cambio, según el equipo de Marck Zuckerberg, se deben a que la firma busca “volver a las raíces” y transformar el universo Facebook en un lugar donde compartimos con nuestro entorno, más que ver las noticias y publicaciones similares.

Sucede que Mark descubrió que la gente estaba pasando menos tiempo que antes. Y después anuncio, la acción cayó un 4%:

Porque la contracara de “más presencia de amigos y familiares” es “menos presencia de medios y empresas”.

Como una parte cada vez mayor del tráfico de los medios de comunicación estaba viniendo de Facebook, y muchos medios estaban ya en los hechos orientando sus contenidos específicamente para el algoritmo de la mayor red social del planeta, esto podría afectar con fuerza esa sinergia, golpeando los ingresos de la compañía.

Eso en principio, por eso la caída del papel después del anuncio.

Aunque poemos ver una recuperación, hoy Greg Guenthner nos dice que tal vez se acabó el boom de los últimos años.

Que Zuckerberg tiene más problemas de lo que cree.

Y que hay que cambiar de bando.

Porque la gente de la foto seguirá mirando la pantalla.